Eligiendo tu ramo de novia…

Saber elegir tu ramo de novia es muy importante. Y, aunque pareciera que tus invitados solo observaran tu vestido, no es así, el ramo de novia es el punto de atención de las miradas de muchos y es protagonista principal de muchas de las fotos de tu boda.

Antes de elegir un modelo en particular, toma en cuenta algunos puntos que te pueden llevar al ramo de novia de tus sueños.

  • Déjate asesorar. Acude con una persona especializada en ramos de novias, quizá una floristería de prestigio, o bien que tenga una buena referencia, de preferencia de alguna amiga o familiar a quien le hayan elaborado anteriormente su ramo de novia.
  • Toma en cuenta tu estructura física. Un ramo de novia no se ve igual en todas las personas, cada ramo tiene su propia personalidad, no es lo mismo un ramo para una chica bajita que para una con más estatura. Si eres bajita, lo mejor será un ramo con flores estilizadas y pequeñas, o si bien, eres un poco más alta un ramo voluminoso o en cascada te quedará muy bien.
  • El color de las flores. Es muy importante que el color de las flores vaya acorde a tu color de piel, ojos y pelo así tu ramo tendrá tu sello personal. Si eres una chica morena los colores vivos son ideales para ti, el amarillo, rojo, fucsia y morado son inevitables. Si por el contrario eres de tez clara, los tonos pasteles como rosa, arena, blanco, azules claros o neutros irán muy bien con tu color de piel.
  • Al acudir con quien diseñará y elaborará tu ramo de novia, es de suma importancia que le hagas saber el estilo de vestido de novia que has elegido, así te podrá diseñar un ramo de novia acorde a este. ¿Imaginas un vestido clásico o vintage con un ramo demasiado moderno?
  • La temática de la boda y el lugar donde se llevará a cabo tu gran evento, es muy importante, no es lo mismo vestirse para ir a una boda estilo romántico en salón, que vestirse para ir a una boda más relajada en la playa.
  • Si quieres una boda romántica tu ramo deberá reflejar dulzura y romanticismo, quizá unas rosas estarán muy bien. Si es en playa, un ramo con toques de perlas o conchitas de mar le darán un aire muy fresco. Lo mismo si tu boda es en el campo, quizá darle a tu ramo un toque de lavanda sería sensacional.

Estos son algunos puntos que puedes tomar en cuenta al momento de elegir algo tan especial como lo es “tu ramo de novia”, sin embargo lo principal es que refleje tu personalidad, que te sientas identificada con el, y sobre todo que a ti te guste “tu ramo de novia”.