Ceremonia de Arena

La Ceremonia de Arena es una ceremonia simbólica, filosófica, no legal. Es elegida principalmente, por parejas de novios que no se identifican con ninguno de los enlaces con validez legal o religioso, y/o generalmente para quienes deciden renovar sus votos y quieren darle un toque de romanticismo y espiritualidad a su celebración.

En la Ceremonia de Arena el momento de la unión de la pareja es representado por la mezcla de arenas de diferentes colores (originalmente se usaba arena del lugar de procedencia de cada miembro de la pareja), en un mismo recipiente, creando su propio diseño personal que simboliza la unión de dos vidas y todo lo que la novia y el novio han sido y serán en el futuro.

Es una boda diferente y única, llena de amor y romance, ingredientes indispensables en toda pareja de recién casados. La boda puede ser dirigida por un familiar o amigo de mucha estima y, si ambos están de acuerdo, por un ministro religioso.

La boda inicia con algunas palabras dirigidas a los novios, algún poema o una lectura especial para la pareja, música de fondo, intercambio de votos, anillos o coronas de flores, para finalizar con la mezcla de la arena de colores en un mismo recipiente, cada novio toma un color y ambos inician a añadir la arena para que se fusione en una sola. Si los novios quieren, pueden invitar a la familia o a amigos especiales a también mezclar arena de colores en el mismo recipiente para simbolizar que ellos también forman parte de su vida.

Al ser una ceremonia diferente y sin tanto protocolo formal, al finalizar puede terminar con una sesión de fotos, un brindis, música o lo que los novios prefieran.

¿Te animas a realizar tu boda con la arena y el mar como testigos?